IMDO

IMDO es una técnica revolucionaria para corregir una mandíbula pequeña y la sobremordida, menos invasiva que la cirugía tradicional. Además reduce la posibilidad de un tratamiento posterior de ortodoncia (uso de brackets).

Actualmente en la ortodoncia es común que se extraigan dientes sanos para tratar el apiñamiento dental cuando realmente el problema radica en el tamaño de pequeño de los maxilares.

El hacer tus maxilares más grandes soluciona el apiñamiento, ya que crea espacio para que los dientes se enderecen sin extraerlos y evitar problemas relacionados con las muelas del juicio, debido a que se crean espacio también para estas.

Los maxilares pequeños son la razón clave de porqué experimentamos falta de aire, ronquidos y apnea del sueño. La respiración está influenciada por la forma en que nuestra cara crece, entre más pequeños sean tus maxilares más afectada estará tu respiración.

IMDO™ crece la mandíbula en la proporción ideal de tu cara en mejoras tanto en la respiración, como en el sueño y la tolerancia al ejercicio de por vida. Nuestra meta con IMDO™ además de alinear la sonrisa, incluye conservar todos tus dientes, mejorar tu respiración y armonizar tu apariencia facial, pero sobre totodo queremos mejorar tu autoestima y calidad de vida.

¿Cuáles son los cambios con IMDO?

Observarás muchos cambios dramáticos y emocionantes durante el tratamiento de IMDO, hemos subrayado algunos que citamos a continuación para que puedan plantearse expectativas y evitar sorpresas.


Corrección de la Sobremordida.

Los problemas de sobremordida se presentan cuando los dientes inferiores lucen más atrás en la boca porque la mandíbula falló en su crecimiento.
IMDO crece la mandíbula entre el primer y segundo molar con la ayuda de aparatos colocados por debajo de la encía que estimulan el crecimiento. Activados para crecer la mandíbula 1 mm por día, crece el hueso entre los molares y crea espacio para ayudar a alinear los dientes inferiores. Dos meses después los aparatos son retirados con un procedimiento sencillo.

Apariencia facial

Al finalizar la primera semana el paciente tendrá cambios notables. Mientras el mentón avanza, la línea mandibular se definirá más y la piel debajo del mentón se tensará. El labio inferior se hará más prominente y la apariencia de la nariz, labios y mentón se verán más balanceados. La apariencia de los dientes frontales de mayor tamaño desaparecerá mientras la posición de los dientes se normalizará.


Vía aérea y respiración

Dejarás de roncar casi de manera inmediata y tu respiración en general será más fácil. Se percibirán mejoras inmediatas en cuanto a la resistencia y habilidad en el ejercicio.


Vía aérea y respiración

Dejarás de roncar casi de manera inmediata y tu respiración en general será más fácil. Se percibirán mejoras inmediatas en cuanto a la resistencia y habilidad en el ejercicio.


Función de la articulación mandibular

El cambio en la mordida será lo primero que se note, aunque los cambios son sutiles el apiñamiento dental empezará a arreglarse en lo que la mordida encuentra su equilibrio natural.


Posición de la lengua

La lengua y la vía aérea superior son traccionadas hacia delante, a medida que la mandíbula avanza. Mientras la mandíbula se amplía y se alarga, la lengua se levanta y se estira hacia delante. Esto crea un sentimiento de que la lengua tiene más espacio. No deberían de existir cambios en el habla, sin embargo las dificultades preexistentes de cecear/balbucear pueden mejorar.


Postura del cuello

Una mala postura del cuello es característica común en la gente que tiene mandíbula pequeña, a cualquier edad. Colocar la cabeza hacia delante es necesario para abrir mayor espacio en la vía respiratoria detrás de la lengua, para aligerar la obstrucción de la vía y permitir la respiración. Encoger los hombros puede llevar a un desarrollo anormal de la columna en unión con el cuello. Avanzar la mandíbula con IMDO previene una postura crónica donde la cabeza va hacia adelante para tratar de corregir la obstrucción de la vía respiratoria.

Casos de éxito

IMDO

IMDO es una técnica revolucionaria para corregir una mandíbula pequeña y la sobremordida, menos invasiva que la cirugía tradicional. Además reduce la posibilidad de un tratamiento posterior de ortodoncia (uso de brackets).

Actualmente en la ortodoncia es común que se extraigan dientes sanos para tratar el apiñamiento dental cuando realmente el problema radica en el tamaño de pequeño de los maxilares.

El hacer tus maxilares más grandes soluciona el apiñamiento, ya que crea espacio para que los dientes se enderecen sin extraerlos y evitar problemas relacionados con las muelas del juicio, debido a que se crean espacio también para estas.

Los maxilares pequeños son la razón clave de porqué experimentamos falta de aire, ronquidos y apnea del sueño. La respiración está influenciada por la forma en que nuestra cara crece, entre más pequeños sean tus maxilares más afectada estará tu respiración.

IMDO™ crece la mandíbula en la proporción ideal de tu cara en mejoras tanto en la respiración, como en el sueño y la tolerancia al ejercicio de por vida. Nuestra meta con IMDO™ además de alinear la sonrisa, incluye conservar todos tus dientes, mejorar tu respiración y armonizar tu apariencia facial, pero sobre totodo queremos mejorar tu autoestima y calidad de vida.

¿Cuáles son los cambios con IMDO?

Observarás muchos cambios dramáticos y emocionantes durante el tratamiento de IMDO, hemos subrayado algunos que citamos a continuación para que puedan plantearse expectativas y evitar sorpresas.


Corrección de la Sobremordida.

Los problemas de sobremordida se presentan cuando los dientes inferiores lucen más atrás en la boca porque la mandíbula falló en su crecimiento.
IMDO crece la mandíbula entre el primer y segundo molar con la ayuda de aparatos colocados por debajo de la encía que estimulan el crecimiento. Activados para crecer la mandíbula 1 mm por día, crece el hueso entre los molares y crea espacio para ayudar a alinear los dientes inferiores. Dos meses después los aparatos son retirados con un procedimiento sencillo.

Apariencia facial

Al finalizar la primera semana el paciente tendrá cambios notables. Mientras el mentón avanza, la línea mandibular se definirá más y la piel debajo del mentón se tensará. El labio inferior se hará más prominente y la apariencia de la nariz, labios y mentón se verán más balanceados. La apariencia de los dientes frontales de mayor tamaño desaparecerá mientras la posición de los dientes se normalizará.


Vía aérea y respiración

Dejarás de roncar casi de manera inmediata y tu respiración en general será más fácil. Se percibirán mejoras inmediatas en cuanto a la resistencia y habilidad en el ejercicio.


Vía aérea y respiración

Dejarás de roncar casi de manera inmediata y tu respiración en general será más fácil. Se percibirán mejoras inmediatas en cuanto a la resistencia y habilidad en el ejercicio.


Función de la articulación mandibular

El cambio en la mordida será lo primero que se note, aunque los cambios son sutiles el apiñamiento dental empezará a arreglarse en lo que la mordida encuentra su equilibrio natural.


Posición de la lengua

La lengua y la vía aérea superior son traccionadas hacia delante, a medida que la mandíbula avanza. Mientras la mandíbula se amplía y se alarga, la lengua se levanta y se estira hacia delante. Esto crea un sentimiento de que la lengua tiene más espacio. No deberían de existir cambios en el habla, sin embargo las dificultades preexistentes de cecear/balbucear pueden mejorar.


Postura del cuello

Una mala postura del cuello es característica común en la gente que tiene mandíbula pequeña, a cualquier edad. Colocar la cabeza hacia delante es necesario para abrir mayor espacio en la vía respiratoria detrás de la lengua, para aligerar la obstrucción de la vía y permitir la respiración. Encoger los hombros puede llevar a un desarrollo anormal de la columna en unión con el cuello. Avanzar la mandíbula con IMDO previene una postura crónica donde la cabeza va hacia adelante para tratar de corregir la obstrucción de la vía respiratoria.

Casos de éxito

<